ESTADO DE MÉXICO, 21 de mayo, (DAVID POLANCO/MENSAJE POLÍTICO/CÍRCULO DIGITAL).—Por usar propaganda que consigna manifestaciones religiosas, Alfredo del Mazo, candidato del PRI-PVEM-Nueva Alianza y Partido Encuentros Social a la gubernatura del Estado de México, fue denunciado por Morena ante el Instituto Nacional Electoral (INE).

El representante de Morena ante el INE, Horacio Duarte Olivares presentó esta queja, también porque el priísta recibió apoyo político y propagandístico de ministros de culto en la campaña electoral en el Edomex.

Duarte pidió al instituto que aplique medidas cautelares para que cesen estas presuntas violaciones a la Constitución y a la ley electoral, y se sancione al tricolor.

El 17 de mayo, Del Mazo se reunió con la comunidad cristiana del Partido Encuentro Social, en el Centro de Convenciones del municipio de Tlalnepantla, donde previamente se realizó una ceremonia religiosa. Ahí estuvieron presentes el presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PES, Hugo Eric Flores Cervantes, y Vicente Onofre, dirigente del Estado de México de dicho partido.

Durante dicho evento, el priísta se declaro creyente. «Quiero decirlo totalmente, porque no tengo ningún empacho en decirlo, soy un hombre de fe, un hombre que cree en Dios”, expresó.

Los medios de comunicación consignaron que además el pastor Martín Apolinar felicitó al candidato por expresar en una entrevista radiofónica su rechazo a los matrimonios del mismo sexo, al aborto y a la adopción.

Flores Cervantes pidió además a líderes religiosos “rezar” por el triunfo del priísta y Gilberto Rocha Margain, pastor del Centro Cristiano Calacoaya, agradeció a Del Mazo la firma del acuerdo que defiende la integración de las familias por un hombre y una mujer, la defensa de la vida desde su concepción y el rechazo al cambio de sexo y a la adopción por parejas gay.

El también dirigente de Morena recordó que el artículo 130 constitucional establece que los ministros de culto no podrán asociarse con fines políticos ni realizar proselitismo a favor o en contra de candidato, partido o asociación política
alguna.

“A fin de garantizar el pleno ejercicio de libertad de culto, resulta imperativo que los individuos que pretenden ejercer la función pública, como en este caso Alfredo del Mazo como candidato al gobierno del estado de México, no involucren sus propias convicciones o creencias en el desempeño de las actividades de campaña que tiene permitidas”, refirió Duarte Olivares.