CIUDAD DE MÉXICO, 23 de mayo, (POLITIQUERÍAS/CÍRCULO DIGITAL).— El coordinador de los diputados del PRI, César Camacho, expresó la disposición de su grupo parlamentario de discutir la minuta del Senado sobre mando mixto policial de los estados, y dijo que inmediatamente después debe abordarse la Ley de Seguridad interior.
“El PAN y algunos otros han esgrimido que entrarle a la discusión de la Ley de Seguridad Interior pasa por discutir mando mixto, pues vamos conceder la ruta, es decir, con lo que ocurra mañana, el tema de mando mixto habrá terminando, en consecuencia, no habría pretexto para discutir la Ley de Seguridad Interior”, señaló.
Está previsto que las Comisiones Unidas de Puntos Constitucionales y de Seguridad Pública analicen este miércoles por la mañana el dictamen de la minuta del Senado que reforma y adiciona el artículo 21; y se reforman los artículos 73, fracción XXIII; 76, fracción II; 115; 116 y 123 de la Constitución Política, en materia de seguridad pública.
En el documento, que la Cámara alta aprobó el 14 de junio de 2016, se señala que estas Comisiones Unidas acordaron aprobarlo en sus términos.
Asumen que estas reformas constituyen una nueva base para el desarrollo y fortalecimiento de las instituciones policiales, a través de la creación de capacidades, la relación legal más que casuística entre los órdenes de gobierno, el respeto a los principios del federalismo y la subsidiariedad y el ordenamiento técnico de los procesos de evaluación de las instituciones.
César Camacho sostuvo que independientemente de la resolución que se dé respecto a la minuta de mando mixto policíal de los estados, es primordial avanzar en la discusión de la Ley de Seguridad Interior, que regula la participación de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública, toda vez que no existe marco jurídico para ello y en materia de seguridad pública sí.
“Al Estado no se le deja sin instrumentos para trabajar porque en materia de seguridad pública hay legislación e instituciones, de modo que cualquiera que sea el desenlace de mañana, el entramado jurídico de seguridad pública existe y de seguridad interior no, lo que puede constituir en amenazas para la seguridad interior”, precisó.
Agregó que la dictaminación de la Ley de Seguridad Interior debe tener como insumos al menos cinco o seis iniciativas, dos del Senado y cuatro de la Cámara de Diputados, y construirse a partir del entendimiento, tendiendo puentes y la edificación de espacios de neutralidad partidaria.
Sin embargo, César Camacho advirtió que su grupo parlamentario pugnará por la aprobación de un mando único y no respaldará la propuesta de mando mixto policial de las entidades.
“El PRI está en plena sintonía con el Ejecutivo federal, pugnamos por mando único, de suerte que si la minuta viene como mando mixto, no vamos a acompañarla, ya que el quehacer de seguridad publica preventiva de los municipios está rebasado por la realidad y la evidencia de la fragilidad institucional de las policías municipales, nos lo dice”, subrayó.
Insistió en pasar el capítulo de la seguridad pública, en la vertiente que se determine, ya sea mando mixto policial de las entidades o mando único, a fin de evitar que haya pretextos para no discutir el tema de seguridad interior.
El diputado priista también adelantó que se prevé la realización de un periodo extraordinario para la segunda quincena de junio.