CIUDAD DE MÉXICO, 02 de junio, (AGENCIAS/CÍRCULO DIGITAL).— El diputado local de extracción priista, Saúl Beltrán Orozco, es el verdadero líder del grupo criminal de “Los Tequileros”, que junto con otros grupos delincuenciales se disputa el control de los sembradíos de amapola en Guerrero, reveló Javier Olea, titular de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Esta noche, el noticiero En Punto, de Televisa, presentó un video en el que Olea desmiente que Raybel Jacobo de Almonte, alias “El Tequilero”, es el máximo líder de la organización delictiva señalada como responsable de varios secuestros en la zona de Tierra Caliente.

“Yo tengo perfectamente la radiografía completa. “El Tequilero” mayor se llama Saúl Beltrán Orozco, punto, pero tiene fuero”, se le escucha decir al Fiscal durante una reunión con pobladores.

El encuentro se realizó el 12 de mayo pasado, cuando el Ejército ingresó a San Miguel Totolapan para realizar un operativo de pacificación en la zona.

Uno de sus interlocutores reconoció entonces que es una situación “triste”, porque a pesar de contar con elementos para acusar al diputado, no se puede hacer nada en su contra.

Ante ello, Olea reconoce que la población “no lo va a entender”, por lo tanto, “hay que explicarles de otra forma, que aguanten”, les pide.

En enero pasado, integrantes del Movimiento Por la Paz, en San Miguel Totolapan, denunciaron: “Hace más de 4 años sufrimos con el yugo que representan las violaciones, secuestros, extorsiones, ejecuciones y los constantes levantones, delitos realizados por la banda delictiva de “Los Tequileros””.

Esta situación ha sido documentada por el noticiero En Punto, que en diferentes emisiones ha revelado los vínculos entre “El Tequilero” y el diputado local priista Saúl Beltrán, quienes son compadres y se les ha visto juntos en fiesta que organiza Raybel Jacobo de Almonte.

En enero pasado una jueza del municipio de Arcelia giró una orden de aprehensión en contra de Beltrán Orozco, por el homicidio de José Antonio Zeferino Gil, empleado municipal de San Miguel Totolapan.

Debido a que el legislador cuenta con fuero, el Congreso de Guerrero inició entonces un juicio para retirarle tales derechos, pero hasta la fecha no ha concluido.

Esto dio a Beltrán Orozco el tiempo suficiente para que el pasado 18 de mayo le fuera concedido un amparo que anula la orden de aprehensión girada por la jueza de Arcelia, y ahora el diputado local priista goza de plena libertad.