CIUDAD DE MÈXICO, 02 de agosto, (JUAN R. HERNÁNDEZ/CÍRCULO DIGITAL).–El coordinador de los diputados del PAN, Marko Cortés Mendoza, pidió a los gobiernos de la Ciudad de México y federal crear una estrategia que impida a las redes de la delincuencia organizada extenderse en la capital del país.

Lamentablemente, la delincuencia organizada ya entró a la Ciudad de México, aseveró el legislador en conferencia de prensa en el Senado, en el marco de la sesión de la Comisión Permanente, al referirse al caso Tláhuac, donde el pasado 20 de julio elementos de la Marina abatieron a ochos presuntos integrantes de un grupo criminal.

 “El gobierno de la Ciudad de México no puede permitir que se extienda la delincuencia organizada en la capital de nuestro país. Debe hacer, junto con el gobierno federal una estrategia que impida que las redes de la delincuencia organizada se extiendan en la ciudad”, manifestó.

El líder parlamentario enfatizó que las redes del narcotráfico inician pactando con las autoridades y financiado sus campañas electorales, para después someterlas.

Cuestionó que el presidente de Morena, Andrés Manuel López Obrador, no se haya pronunciado con claridad sobre el delegado el Tláhuac, Rigoberto Salgado Vázquez, quien –afirmó– “está vinculado claramente con delincuencia organizada”.

Cortés Mendoza también fue consultado sobre el proyecto de dictamen de Ley de Seguridad Interior de la Comisión de Gobernación, al respecto dijo que su grupo parlamentario ha insistido en que necesario dar un marco jurídico a las Fuerzas Armadas, para su actuación en tareas de seguridad.

 “Pero también es necesario fortalecer nuestras policías municipales, estatales y federal, y coordinarlas adecuadamente, para que sea de forma subsidiaria como se enfrente la inseguridad en el país, y cuando no pueda la primera instancia sea la siguiente la que actúe, y que las fuerzas militares sean la última instancia”, comentó.

El diputado panista expresó su confianza en que el próximo periodo ordinario de sesiones, que inicia en septiembre, se logren los consensos necesarios con el mayor número de fuerzas políticas para atender los temas de seguridad.