Ciudad de México a 27 de Octubre (CÍRCULO DIGITAL). –Las amenazas del grupo radical Estado Islámico contra Lionel Messi han provocado que el balompié argentino comience a tomar precauciones, por lo que Jorge Sampaoli, técnico de la albiceleste, y Claudio Tapia, presidente de la AFA, se reunieron en esta ciudad con Viktor Koronelli, embajador de Rusia.

La prensa local asegura que la cita se llevó a cabo para dialogar sobre la seguridad del equipo argentino en Rusia. La reunión se da pocos días de que el grupo terrorista Estado Islámico (EI) difundió un montaje en el que se ve al capitán albiceleste tras unos barrotes y con una lágrima de sangre.

Los medios aseguraron que el gobierno ruso le garantizó a la selección argentina la máxima seguridad durante su permanencia en el país, ya que se trata de un tema de Estado. Las medidas serán las mismas que para el resto de delegaciones participantes y se coordinarán con las autoridades argentinas y los expertos en seguridad que acompañarán en todo momento a la delegación.

Por cierto, Argentina ya tiene sede en Rusia. Se acomodará en el complejo deportivo Bronnitsy Training Center, a pocos kilómetros del aeropuerto de Moscú y del centro de la capital.

La publicación de amenazas terroristas contra Argentina ha coincidido con la presentación de los dos partidos que la selección jugará en Rusia, el 11 de diciembre en el estadio Luzhniki de Moscú an-te el país anfitrión y el 14 en el estadio de Krasnodar ante Nigeria.

Ricardo Lagorio, embajador argentino en Rusia, afirmó que el país anfitrión del Mundial de 2018 va a garantizar la seguridad para la selección argentina y todos aquellos compatriotas que se acerquen a alentarla.

Fue brutal y dolorosa la imagen (que transmitió el EI en un afiche) de Messi, sostuvo el embajador, quien también se refirió al desembarco de barrabravas para la Copa del Mundo. Va a haber diálogo y acuerdo entre los dos países para tomar los recaudos que resulten necesarios, aseguró.

Con Información de LaJornada