TRAS LA PUERTA DEL PODER

Roberto Vizcaíno

La iniciativa presentada por Ricardo Monreal el pasado 23 de noviembre para reformar los artículos 20 y 34, e introducir adiciones a los artículos 20 bis y 20 ter, de la Ley del Banco de México a fin de garantizar una operación más clara y segura de quizá 100 mil millones anuales de remesas de migrantes mexicanos desde Estados Unidos a México, abrió una confrontación entre el líder del Senado y Alejandro Díaz de León, gobernador del Banco de México.

En una respuesta inmediata en la que se percibe que Díaz de León considera que Monreal no cuenta con capacidad técnico-jurídica para comprender la estructura del Banco de México, el gobernador de Banxico advierte que la iniciativa del zacatecano podría exponer al Banco central mexicano a un esquema de “lavado de dinero”.

Y es que la iniciativa de Monreal pretende crear respuestas del sistema Financiero y de Banxico para enfrentar candados establecidos por las autoridades de Estados Unidos mediante los cuales combate transferencias ilícitas y del narcotráfico.

Estos candados obstruyen y hacen complicados los envíos de remesas de migrantes a sus familiares en México. Otros que resultan afectados son los servidores turísticos y los comerciantes de la frontera norte con Estados Unidos.

A aligerar el ingreso de recursos en dólares obtenidos por estos sectores es que va la iniciativa de Monreal para reformar la Ley del Banco de México.

Sin embargo, el gobernador de esta institución insiste en que la iniciativa del zacatecano en materia de captación de divisas pondría en riesgo al banco central, de incurrir en lavado de dinero.

De acuerdo al gobernador la reforma de Ley de Banxico pretende permitir a Banxico recibir dólares “que podrían ser de dudosa procedencia para integrarlos a las reservas internacionales”.

Y los mecanismos anti lavado propuestos en esa iniciativa, dice, serían para los usuarios cuando no debería limitarse solo al primer escalón del mecanismo.

Lo que sugiere Díaz de León es que la iniciativa proteja a todas las entidades financieras que operarían la captación de esos miles de millones de dólares en efectivo, y especialmente al Banco de México.

Recordó que Banxico tiene bajo su responsabilidad manejar las reservas internacionales que hoy suman 194,000 millones de dólares. En este sentido, dijo a Monreal, el Banco de México es garante de la confianza y credibilidad del sistema financiero mexicano.

El gobernador consideró que “sería muy positivo que antes de que envíen iniciativas para modificar cualquier ley del sistema financiero, los legisladores, dialoguen con las autoridades sectoriales”, correspondientes.

En este caso con los de la Secretaría de Hacienda, el Banco de México, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, la Consar.

ARMENTA PLATICARÁ HOY CON ÉL

La reacción y comentarios del gobernador de Banxico no cayeron bien en el entorno de Monreal en el Senado, donde reclaman su derecho y facultad para promover las iniciativas que consideren necesarias para solucionar problemas como el del flujo de remesas y miles de millones de dólares en efectivo en sectores como el del turismo y el comercio fronterizo.

Por ello el senador morenista Alejandro Armenta, presidente de la Comisión de Hacienda del Senado, consideró que la respuesta del gobernador del Banco de México respecto de la iniciativa de Monreal, fue ofensiva no para el Senado sino para millones de migrantes y de comerciantes y prestadores de servicios turísticos.

“La postura tecnicista, macroeconómica del Banco de México, no tiene sentido social, considera que todos los ingresos de recursos en efectivo de migrantes podrían estimarse que provienen de actos ilícitos. Esto es ofensivo para la población migrante”, subrayó el senador poblano.

Lamentó que, ante un proceso legislativo en curso, el Banco Central haya respondido de manera mediática y sin intentar siquiera buscar al senador Ricardo Monreal y los promoventes de dicha propuesta.

Armenta adelantó que hoy tendrá un encuentro con el gobernador Alejandro Diaz de León, a fin de platicar con él los alcances sociales de la iniciativa.

Pero de entrada consideró que, a diferencia de lo que dice el gobernador, la iniciativa no vulnera la autonomía del Banco Central, sino por el contrario, atiende los requerimientos de los migrantes mexicanos y protege la economía de miles de familias que viven de la recepción de estas remesas.

El objetivo de la reforma propuesta comentó, es favorecer a la recepción de dólares en efectivo en los comercios ubicados en zonas turísticas y fronteriza, y para impulsar mayores fuentes de empleo y ganancias para la población en dichas regiones.

Un beneficio más agregó, es que generaría un esquema financiero de intercambio en la administración para que la circulación de divisas sea más eficiente; además, establecería las bases para lograr la prevención contra operaciones de procedencia ilícita.

Pero sobre todo la reforma reconoce, dijo, el respeto a la autonomía de Banxico para que se establezcan instrumentos financieros internacionales con la Reserva Federal de Estados Unidos, para atender este problema que no es de los bancos, sino de millones de mexicanos que viven de las remesas.

En fin, un choque porque los del Banxico no quieren que les metan mano los senadores de Monreal a su Ley normativa. Celos institucionales, pues.

PRESIDENTE DEL TRIFE, ANTE SU ABISMO

Luego de la exhibida que le dio Santiago Nieto, desde la Unidad de Inteligencia Financiera, José Luis Vargas, presidente del Trife -quien en 6 años gastó 36 millones de pesos más que lo reportado en sus ingresos-, ya no encuentra si esconderse en la Luna o Júpiter.

Ayer, por lo pronto, fue conminado públicamente por el ministro Arturo Zaldívar, presidente de la Suprema Corte, a que se presente ante la Fiscalía General de la Nación que encabeza Alejandro Gertz Manero para que explique cómo le hizo para gastar más de lo que gana.

Se sabe que los magistrados que integran el Tribunal Electoral preparan ya una acción a fin de echar fuera al magistrado Vargas, quien ya les endosó una percepción pública de corruptos.

EVALUACIÓN A 2 AÑOS

Ayer Andrés Manuel López Obrador cumplió 2 años al frente de la Presidencia de México e inauguró el primer día de su tercer año de Gobierno.

En un evento en el Patio Central de Palacio Nacional, digno de una presidencia municipal de Oaxaca por su austeridad y falta de invitados, el controvertido mandatario expuso una serie de cifras y porcentajes con los cuales prefiguró un México que sus detractores y críticos indicaron no existe.

Para enfrentar esas críticas, Ricardo Monreal, presidente de la Junta de Coordinación Política y líder de la mayoría de Morena en el Senado, dijo que a 2 años de distancia, AMLO ha generado el inicio de un cambio de régimen y un proceso inacabado de transformación profunda de las instituciones.

“Creemos que en este primer tercio se han fijado las bases jurídicas, políticas y económicas para continuar consolidando el cambio de régimen”, consideró el zacatecano.

Dijo que las encuestas expresan con mucha nitidez y claridad, el ambiente social que se vive en México alrededor de la presidencia del tabasqueño. Hoy, afirmó, estos sondeos indican que la mayoría de los mexicanos volvería a votar por Andrés Manuel López Obrador para Presidente de la República.

“Se ha enfrentado a adversarios formidables, no sólo los grupos económicos, sino los grupos políticos que están en la oposición, sino lo más grave: la pandemia que nos tiene azotados y que ha causado tanto daño y tanta desgracia en nuestro país”, enumeró.

Y señaló que López Obrador es respaldado por las mayorías por tres razones:

“… su honestidad… sus programas sociales… y por la sobriedad, la austeridad y el combate a la corrupción”.

rvizcainoa@gmail.com / Twitter: @_Vizcaino / Facebook / https://www.facebook.com/rvizcainoa